Implementación de redes 5G

Las tecnologías revolucionarias que forman parte de las redes 5G, como la tecnología MIMO masiva, la segmentación de redes, la conformación de haces y la virtualización de las funciones de red (NFV), requieren enfoques basados en fases para la implementación de redes 5G nuevas. Además, exigen una inversión considerable, donde los operadores de telecomunicaciones se espera que inviertan más de un billón de USD en la nueva implementación de redes 5G a lo largo de la próxima década. Esta tarea monumental se presta a una amplia diversidad de estrategias y opciones, cada una de ellas con ventajas e inconvenientes en torno a la tecnología de las redes 5G y acceso a velocidades más rápidas.

La promesa de la implementación de las nuevas redes 5G ha pasado de la concepción a la realidad. La próxima generación de la tecnología inalámbrica, planificada y desarrollada ahora hace casi una década, ha iniciado un servicio limitado. La señal 5G traerá consigo en última instancia velocidades más rápidas, una latencia menor y mejoras en el servicio. La transformación arquitectónica fundamental que hace posible esta implementación es compleja y tiene varias capas. 

Opciones de implementación de la tecnología 5G 

A lo largo del primer ciclo de desarrollo de la tecnología 5G, los operadores y los expertos del sector estudiaron las tendencias emergentes. Esto llevó a una constatación colectiva de que era necesario acelerar el servicio de implementación de las redes 5G y su estandarización. Así pues, 45 organizaciones destacadas del sector de la tecnología LTE inalámbrica acordaron en marzo de 2017 crear un plan de implementación de la tecnología 5G titulado “Way Forward on the overall 5G-NR eMBB workplan” (El futuro del plan de trabajo general de la banda ancha móvil mejorada para la tecnología 5G NR). Esta coalición acordó acelerar la adopción de la tecnología 5G comprometiéndose a implementaciones y ensayos de la tecnología 5G no independientes.

5G NR

La publicación de la especificación no independiente de la tecnología New Radio (NR) del proyecto 3GPP se produjo varios meses después. Este concepto se desarrolló para introducir la primera funcionalidad de cobertura de la tecnología 5G sobre la infraestructura de red 4G/LTE actual. Esta opción innovadora ha derivado en una variedad más amplia de posibles escenarios de implementación de la tecnología 5G.

La opción de conectividad independiente y no independiente es una de las variables que se deben tener en cuenta a la hora de crear un plan de implementación de la tecnología 5G.

La integración de elementos de virtualización y la informática perimetral, y las configuraciones de redes fronthaul y backhaul son consideraciones adicionales. Las estrategias de emplazamiento de las celdas pequeñas, la aplicación de la tecnología MIMO y la asignación del espectro hacen que cada instalación de la tecnología 5G NR sea única. Este nivel de personalización requiere soluciones de pruebas escalables, precisas y eficientes para respaldar los modelos disponibles de implementación de redes.

Opciones de implementación de la tecnología 5G: proyecto 3GPP

El proyecto de asociación de tercera generación (3rd Generation Partnership Project, 3GPP) ha definido diversas opciones para la implementación de redes 5G independientes y no independientes. La versión 15 de la especificación de la tecnología 5G se publicó en diciembre de 2017. Esta versión se centró principalmente en opciones no independientes. La primera especificación independiente se publicó más tarde en junio de 2018.

La opción 1 de la implementación de la tecnología 5G es simplemente la tecnología LTE heredada con un núcleo de red de paquetes evolucionado (Evolved Packet Core, EPC). La opción 2 incluye la tecnología NR sola que se comunica con la red central 5G, sin un anclaje LTE. Esta opción “independiente” requiere una cobertura NR continua en la zona objetivo. Las opciones de implementación 4, 5 y 7 del proyecto 3GPP combinan todas ellas, la infraestructura LTE existente con nuevas funciones de la tecnología 5G. Esta conectividad dual es una forma eficaz de combinar lo mejor de las tecnologías 5G y LTE para acelerar la implementación de las redes 5G.

La especificación de la versión 15 del proyecto 3GPP también definió cómo se transmiten y se reciben las señales 5G. El alto ancho de banda y las comunicaciones ultraconfiables de baja latencia (URLLC) eran objetivos importantes. Estos objetivos se vieron respaldados por los nuevos avances en la tecnología 5G, como la separación entre subportadoras y la conmutación rápida. Las formas de onda de los enlaces descendentes definidos en la versión 15 se mantuvieron en línea con la multiplexación por división de frecuencias ortogonales (OFDM) de la tecnología LTE. Las formas de onda de los enlaces ascendentes han incorporado la OFDM con transformación discreta de Fourier para una mayor flexibilidad. 

La versión 16 de la especificación de la tecnología 5G del proyecto 3GPP se finalizó en julio de 2020. Entre los temas nuevos abordados, se incluyeron la implementación de las redes 5G en bandas del espectro sin licencias, el IoT industrial y el acceso por satélite de la tecnología 5G. La eficiencia fue otro aspecto importante de la versión 16. La señal de activación (WUS), la conectividad dual electrónica y otras innovaciones se combinaron para mejorar el consumo energético de las redes 5G.

La versión 17, que se espera que se complete en el verano de 2022, definirá nuevos casos prácticos y características para la segmentación de redes, el funcionamiento de la tecnología NR en frecuencias más altas (≥52,6 GHz) y el IoT avanzado con URLLC. La nueva versión del proyecto 3GPP se centrará también en las mejoras de las antenas de la tecnología MIMO masiva, el retorno de acceso integrado (IAB) y la comunicación de seguridad pública, que se basa en las importantes lecciones aprendidas en las implementaciones del mundo real.

Opción 3X de implementación de la tecnología 5G

La opción 3 de la implementación no independiente de la tecnología 5G consiste en realidad en tres opciones en una. Las variantes 3, 3A y 3X están incluidas en la opción 3. Cada una de ellas emplea la estación base LTE como el anclaje de señalización, pero también define protocolos de tráfico entre elementos significativamente distintos. Hasta aquí, la opción 3X de la implementación de la tecnología 5G ha sido la más ampliamente aceptada, dado que los datos de los usuarios circulan directamente hasta la parte gNB 5G de la estación base. Esto permite gestionar velocidades de datos mayores. La opción 3X también ofrece una cobertura más robusta en frecuencias más altas, sin tiempos de inactividad prácticamente en la movilidad de las redes LTE a las redes 5G.

Cinco claves para una implementación óptima de la tecnología 5G

Las claves de la implementación óptima de una red 5G consisten en adaptar las prácticas recomendadas tradicionales a los nuevos avances tecnológicos por los que destaca la tecnología 5G. Estos principios entrañan diversas áreas de la arquitectura, la tecnología y el rendimiento de las redes 5G.

5G New Site

  1. Certificar todas las conexiones de fibra óptica, y validar la orientación y la alineación de la antena:
    La importancia de una buena limpieza de la fibra óptica se ha visto incrementada por el gran aumento de las conexiones de antena inherentes a la tecnología MIMO masiva de las redes 5G. El compromiso con una conexión y una validación de gran calidad debe extenderse también a la instalación coaxial de la banda de frecuencias FR1 por debajo de 6 GHz. Superar la cantidad de enlaces puede traducirse directamente en una degradación del rendimiento y un retraso de la puesta en marcha. La alineación de las antenas, incluida la verificación de la orientación y la pendiente, proporciona un valioso punto de partida para niveles superiores de rendimiento y cobertura de las estaciones base 5G.
  2. Verificar la frecuencia de separación entre SSB y portadoras, y la separación entre subportadoras:
    El bloque de señales de sincronización (SSB), que es el equivalente en la tecnología 5G a la señal LTE de referencia, se utiliza para identificar y sincronizar una celda con un equipo de usuario (UE) específico. Cada SSB se identifica mediante un número único que se conoce como índice SSB. Un UE se aferrará a un determinado haz en base al índice SSB que se observe que tiene la intensidad de señal más alta. Comprobar la funcionalidad del SSB es esencial durante la implementación y la puesta en marcha de una red 5G. El rendimiento y la separación de cada subportadora también se deben comprobar.
  3. Verificar que todas las portadoras están presentes y el PCI de cada portadora:
    Un plan de implementación de red 5G debe incluir una verificación de la señal de cada portadora y de su respectivo identificador de celda física (PCI). La agregación de portadoras es una técnica que se emplea para aumentar la velocidad de transferencia de datos por usuario al asignar varios bloques de frecuencias o portadoras de componentes a cada uno. La utilización mejorada a través de la agregación de portadoras es una estrategia importante a la hora de permitir el ancho de banda de las redes 5G y la diversidad de casos prácticos. 
  4. Verificar los identificadores de haz de cada portadora:
    En una implementación de tipo LTE, la cobertura puede caracterizarse globalmente por el sector. Con la tecnología 5G NR, cada haz individual se comporta en gran medida como un área de cobertura completamente independiente. El enfoque centrado en los haces de la tecnología 5G subraya la importancia de un análisis específico de índices de haz como parte de la implementación de las redes 5G.
  5. Verificar la cobertura de las estaciones base 5G:
    Verificar la cobertura de celda en una red 5G requiere un mapeo preciso de la cobertura de la tecnología 5G para determinar el índice del haz, la potencia y la relación señal-ruido de un área determinada. Esta práctica recomendada para la implementación de la tecnología 5G puede ser difícil de aplicar de manera confiable, especialmente en el caso de las áreas de cobertura combinadas con las tecnologías 5G y LTE. El uso compartido dinámico del espectro (DSS) permite a las tecnologías 5G y LTE funcionar en tándem para ofrecer una cobertura perfecta y una implementación rápida de la tecnología 5G. Las mejores herramientas de mapeo de cobertura de la tecnología 5G ahora se suministran para la evaluación de la cobertura simultánea de las tecnologías LTE y 5G.

Desafíos de la implementación de la tecnología 5G

Con tantas opciones entre las que elegir, decidir simplemente qué enfoque de la quinta generación aplicar es el primero de muchos desafíos en la implementación. Las novedosas plataformas de la tecnología 5G inalámbrica están ampliando los límites del diseño, la fabricación y las pruebas. La virtualización de funciones de red (NFV) es un requisito previo para la segmentación de redes principales, la inteligencia perimetral y otras funciones básicas de la señal 5G. Estas tecnologías hacen posibles el IoT y los servicios basados en inteligencia artificial. La estandarización, la seguridad y suministrar la potencia de la unidad central de procesamiento necesaria para posibilitar las funciones virtuales son algunos de los numerosos obstáculos a los que se enfrentan los desarrolladores de NFV.

5G Deployment Challenges
 

La onda milimétrica es otro ingrediente básico de la quinta generación que puede plantear desafíos tecnológicos y logísticos. Debido al rango limitado y a la incapacidad de transmisión a través de objetos macizos, el simple volumen de antenas necesario supone una barrera que solo se puede salvar por medio de una implementación incremental.

La eficiencia espectral, medida en (bit/s)/Hz, se controla actualmente mediante el límite de Shannon, que define la velocidad máxima a la que pueden enviarse datos por cualquier medio sin errores. Este techo teórico es mucho menor de lo esperado y necesario en el caso de la implementación de la tecnología 5G. Solo la tecnología MIMO masiva y la conformación de haces, con sistemas de antenas de grandes dimensiones, permiten que la tecnología 5G supere de forma eficaz este límite natural de velocidades más rápidas.

Implementación de antenas 5G

 

La onda milimétrica y la tecnología MIMO masiva funcionan juntas en una implementación óptima de una red 5G. Aunque las frecuencias más altas requieren un volumen de antenas mayor, también permiten un factor de forma de la antena mucho más pequeño gracias a su longitud de onda más corta. Implementar y alinear correctamente estos complejos sistemas de antenas puede plantear ciertos desafíos. 

Los integradores de antenas 5G, que trabajan en lo más alto de las torres de las estaciones base, validan la configuración del sistema de antenas con respecto a las especificaciones de las herramientas de planificación de radiofrecuencia. Si no se realiza esta validación correctamente, se pueden producir discontinuidades en la cobertura y la degradación del servicio. Esto se malinterpreta en ocasiones como un nivel insuficiente de la infraestructura de las estaciones base, lo que supone un error de diagnóstico costoso.

Las soluciones de alineación de antenas confiables son la garantía de una implementación de antenas 5G sin problemas. La herramienta de alineación de antenas 3Z RF Vision de VIAVI detecta obstrucciones en la ruta de transmisión de las antenas y comprueba que los ajustes de giro, pendiente y azimut sean correctos. Mediante una cámara integrada y funciones de realidad aumentada, se pueden generar sondeos de línea de vista automatizados y detectar obstáculos imprevistos en la ruta de la antena.

 

Interfaz aérea 5G

Además del funcionamiento de alta frecuencia, la interfaz aérea 5G introduce un grado superior de uso compartido del espectro. Las opciones flexibles de numerología y separación entre subportadoras son elementos nuevos de la interfaz aérea 5G, además de la duplexación por división en el tiempo (TDD). Este método emplea una frecuencia única para la transmisión del enlace ascendente y el enlace descendente, que se divide en intervalos de tiempo independientes. La TDD se parece a los métodos de control del tráfico que abren o cierran carriles en las dos direcciones en función de la circulación en hora punta. Con la TDD, el tráfico del enlace ascendente y el enlace descendente se pueden reajustar de manera inteligente para reducir la latencia del sistema.

Los avances de la interfaz aérea 5G también pueden suponer otros desafíos en la implementación y las pruebas. Las prácticas de pruebas tradicionales como las rutinas de barrido controlado están dirigidas a evaluar solo una dirección del tráfico. Se requiere una mayor visibilidad para distinguir las señales reales de las interferencias, especialmente cuando se ha empleado la TDD. Los innovadores analizadores de espectro en tiempo real de VIAVI emplean opciones avanzadas compatibles con la tecnología 5G. Esto incluye el espectro de persistencia y funciones de espectrograma que proporcionan una vista más detallada de la banda de frecuencias monitorizada.

Conformación de haces para la tecnología 5G

La combinación eficaz de la tecnología MIMO masiva, la conformación de haces y la multiplexación espacial permite mejorar la cobertura de la tecnología 5G. La técnica de conformación de haces, exclusiva de la implementación de redes 5G, se puede utilizar para centrar la señal inalámbrica hacia un dispositivo receptor específico. Al combinar varias señales de manera constructiva, se mejora el ancho de banda y la cobertura. La aplicación correcta de la conformación de haces es básica para mejorar la cobertura de la tecnología 5G, en concreto, en la banda de frecuencias FR2 (de 24,25 a 52,6 GHz). La conformación de haces también introduce desafíos únicos en cuanto a la monitorización, el mantenimiento y la validación. 

Beamforming Basics

La interferencia constructiva es el principio científico que se utiliza para mejorar la cobertura de la tecnología 5G en la banda de frecuencias FR2 al disponer estratégicamente por capas las señales de cada pequeño sistema. Cuando se implementa la infraestructura de conformación de haces, se optimizan la fase y la amplitud de cada antena para producir una ganancia general mucho mayor. Los estándares del proyecto 3GPP ofrecen flexibilidad con respecto a las políticas de conformación de haces y la ubicación del SSB. Esta falta de estandarización también puede plantear desafíos a la hora de definir las prácticas de pruebas de la conformación de haces para la tecnología 5G. 

Obtenga consejos para una configuración precisa del SSB en la publicación del blog de VIAVI sobre perfiles de conformación de haces 5G.
 

Bandas medias de la tecnología 5G

La onda milimétrica se define como el espectro entre 30 GHz y 300 GHz. El espectro de banda baja se encuentra por debajo de 1 GHz. Entre estos dos extremos, se encuentran las bandas medias, ubicadas entre 1 GHz y 2,6 GHz y entre 3,5 GHz y 6 GHz. A pesar del énfasis en la onda milimétrica de la tecnología 5G, los espectros de banda baja y bandas medias también son importantes para la capacidad y la confiabilidad de la tecnología 5G. La onda milimétrica de alta frecuencia es propensa a las distorsiones y tiene un rango limitado. Con un espectro amplio de frecuencias disponible, esto se puede solucionar por medio del DSS y la  conmutación adaptativa del haz. Por ejemplo, un UE se puede transferir a una frecuencia más baja y más estable según sea necesario hasta que se establezca una conexión de alta frecuencia con una estabilidad óptima. 

El amplio rango y la gran inmunidad a la distorsión de la señal del espectro de baja frecuencia han proporcionado una base sólida para la infraestructura inalámbrica durante generaciones. Dado que una frecuencia baja también se traduce en velocidades más lentas y una mayor latencia, la banda baja ha tenido una menor utilidad en la era de la tecnología 5G. 

Algunos han descrito el espectro de las bandas medias de la tecnología 5G como el espectro de “Ricitos de Oro”, con el término medio justo entre la velocidad de la onda milimétrica y la integridad de la señal y el rango de las frecuencias de banda baja. Este es el caso especialmente del rango de frecuencias de la banda C, entre 3,7 y 3,98 GHz.

El espectro de las bandas medias es tan atractivo para la tecnología 5G que muchos operadores están “reasignando” las bandas de las redes 3G para la tecnología 5G. Además, la FCC subastó 280 MHz del espectro de la banda C al sector privado en 2020. Estas transiciones contribuirán a paliar el déficit en el espectro disponible de bandas medias que se necesita para una implementación sostenible de la tecnología 5G.

Implementación de redes 5G

A diferencia de las transiciones históricas pasadas en la arquitectura inalámbrica, la tecnología 5G representa una evolución continua de las redes existentes en lugar de una sustitución total o un enfoque de “carretilla elevadora”. En el caso de la implementación de la tecnología LTE, el enfoque de sustitución total suponía una limitación en cuanto a la devolución económica para muchos operadores. La implementación incremental de redes 5G, con elementos de la tecnología 5G dispuestos por capas sobre la arquitectura heredada, se suele ver como una forma prudente de reducir los gastos de capital y minimizar el riesgo financiero. 

La arquitectura 5G basada en servicios, junto con la tecnología de segmentación de redes centrales, mejora los casos prácticos existentes y hace posibles otros nuevos. Las opciones de implementación de redes 5G dependen de las necesidades empresariales y de las preferencias del operador. 

Se espera que el ancho de banda móvil mejorado (eMBB) sea el caso práctico global de mayor envergadura de la tecnología 5G a corto plazo. Los operadores que pretenden aprovechar el gran aumento de las comunicaciones masivas entre máquinas (MMTC) o las comunicaciones ultraconfiables de latencia baja (URLLC) están adaptando convenientemente sus estrategias de implementación de la tecnología 5G. El modelo de implementación depende también de la densificación y la cobertura necesarias para determinados casos prácticos y del espectro asignado para cada red. 

Implementación comercial de la tecnología 5G

Se espera que el número de suscriptores de redes 5G alcance los mil millones en todo el mundo a finales de 2022, con una estimación de más de 1000 dispositivos comerciales 5G disponibles. Los nuevos despliegues de redes 5G continúan aumentando en todo el mundo junto con el porcentaje de conexiones móviles establecidas con la tecnología 5G. Esta cifra debe superar el 50 % en Norteamérica para 2023. Estos aumentos año tras año son una clara señal de la feroz competencia que se está desarrollando entre los operadores comerciales a medida que se esfuerzan por introducirse en el mercado de la tecnología 5G. La finalización de la versión 17 de la especificación sobre la tecnología 5G del proyecto 3GPP debería acelerar el ritmo.

Al igual que la colaboración del sector que se produjo para estandarizar la arquitectura de la tecnología 5G, la cooperación continua entre operadores, fabricantes de conjuntos de chips, infraestructuras y dispositivos, y reguladores es necesaria para una implementación comercial exitosa de la tecnología 5G. Con la amplia diversidad de casos prácticos de servicios 5G, otros sectores como los de la automoción (lo que incluye los automóviles autónomos), los dispositivos médicos, la agricultura y la tecnología aeroespacial forman parte de la coalición en expansión de partes interesadas. 

Redes O-RAN 5G

A través de la arquitectura de la red Open RAN (O-RAN), se ha introducido una vía hacia la estandarización, la evolución y la diversidad de casos prácticos de la tecnología 5G. El concepto de la red Open RAN se basa en la interoperabilidad de los elementos de las redes RAN 5G, incluidos el hardware de marca blanca y el software de código abierto. La competencia, la eficiencia y la innovación en torno a la tecnología 5G New Radio se han acelerado por medio de este cambio más allá del modelo de red RAN de un solo proveedor.

Un grupo diverso de operadores fundó en 2018 la ALIANZA O-RAN con el objetivo común de permitir una infraestructura de redes RAN 5G más abierta. Un principio guía de la alianza es la inteligencia integrada tanto en el nivel de los componentes como en el de las redes. Las redes O-RAN complementan la implementación de la tecnología 5G al permitir que los operadores desarrollen soluciones desagregadas de varios proveedores. Además, también reducen los obstáculos para los nuevos innovadores de la tecnología 5G NR al tiempo que reducen el plazo de comercialización.

Redes 5G privadas

Un contrapunto importante al espacio comercial en expansión de la tecnología 5G es la creciente demanda de redes 5G privadas. Una red 5G privada, a la que el proyecto 3GPP hace referencia como red no pública (NPN), está dirigida al uso exclusivo por parte de una empresa privada u organismo gubernamental. Las redes 5G privadas son esencialmente la próxima generación de redes de área local (LAN). 

Con una latencia de menos de 1 ms, ultra alta capacidad y una confiabilidad del 99,9999 %, la implementación de redes 5G privadas ofrece claras ventajas con respecto a las redes privadas LTE o LAN Ethernet. Entre estas ventajas, se incluye una densidad de dispositivos diez veces mayor con respecto a los protocolos de seguridad mejorada y LTE. Entre los casos prácticos ideales para esta combinación de atributos, se incluyen la producción inteligente (Industria 4.0 o cuarta revolución industrial), el IoT sanitario y las comunicaciones de seguridad pública.

La implementación de una red 5G privada se puede llevar a cabo como una actividad independiente o de forma conjunta con la red RAN y el núcleo de una red comercial. Las empresas que utilizan redes 5G privadas deben adoptar una o ambas opciones en función del tamaño y los recursos de la compañía. Muchas implementaciones de redes 5G corporativas están dirigidas a sustituir o reforzar las redes Wi-Fi privadas existentes.

Implementación de la tecnología 5G y fibra óptica

La tecnología inalámbrica acapara la mayor parte de la atención cuando se aborda la tecnología 5G, pero la fibra óptica merece igual consideración. A pesar del avance de la tecnología IAB para emplear partes del espectro de ondas milimétricas disponible para las redes backhaul, un alto porcentaje de redes backhaul 5G continuarán basándose en la fibra óptica. Las conexiones entre el núcleo de próxima generación (NGC) y las antenas activas NR también cuentan con una vía de fibra óptica.

Con el gran volumen de conexiones necesarias para las aplicaciones de fronthaul y midhaul de la tecnología 5G, la arquitectura de las redes PON es, sin duda, una opción de gran utilidad. La red PON se puede ampliar fácilmente para responder a la mayor demanda de capacidad. Se debe completar la validación de todas las conexiones de fibra óptica y redes PON, con lo que las soluciones de pruebas de fibra óptica avanzadas para la tecnología 5G son esenciales para garantizar la limpieza de las fibras en la implementación de las redes 5G.


PON Architecture

Basta una sola partícula de una micra para que se produzca un fallo en la instalación de una red. La radio podría no obtener una señal adecuada. Otros problemas de instalación comunes y que se pueden evitar son las conexiones sueltas, la caída de la radio, y la inversión de las fibras de transmisión y recepción en la instalación. Todos estos problemas pueden derivar en “agujeros” en la cobertura, una capacidad insuficiente y, finalmente, en clientes descontentos.

Un localizador visual de fallos (VFL) puede identificar fácilmente puntos conflictivos cuando se pierde la continuidad de la señal. Una validación exhaustiva de los niveles de potencia y pruebas detalladas de las pérdidas con un OTDR pueden mantener la integración de las estaciones base 5G al abordar y solucionar rápidamente los problemas de instalación de la fibra óptica en las redes 5G.

 

Herramientas de implementación de la tecnología 5G

La tecnología 5G ha transformado todos los elementos de la infraestructura de red inalámbrica. Esto incluye la fibra óptica, la red RAN, el transporte y la gestión de activos. Cada fase de la implementación de la tecnología 5G NR requiere ahora un kit de herramientas especializado que se adapte a la implementación. Los operadores han desarrollado su propio método de procedimiento (MOP) individual. El enfoque más completo en cuanto a las pruebas de fibra óptica, la verificación por radio, el análisis de haces, la cobertura y las pruebas de capacidad suele ser el más fructífero. De hecho, una sola estación base con un rendimiento insuficiente puede atrasar el lanzamiento de toda una implementación de gran escala.

 

Durante la fase de verificación y validación del nuevo equipo de red 5G, las soluciones de pruebas capaces de simular el núcleo 5G y el comportamiento de los usuarios del mundo real en el laboratorio pueden ayudar a establecer el cumplimiento de los estándares del proyecto 3GPP y la calidad del servicio antes de la activación de las señales 5G. El probador de redes TM500 puede evaluar toda la experiencia de usuario de una red 5G. Esto incluye interacciones simuladas con otros usuarios y el comportamiento típico de los dispositivos en el mundo real, como el envío de mensajes de correo electrónico y las transmisiones en el universo móvil. El sistema TM500 también admite un elevado número de UE por celda o portadora para evaluar la capacidad.

Durante la fase de implementación, activación y ampliación de la tecnología, el espectro y las interferencias de las señales 5G de la onda milimétrica requieren pruebas de conformidad y caracterización de radiofrecuencia precisas y confiables. El sistema portátil CellAdvisor 5G combina análisis de interferencias y del espectro en tiempo real con funciones de análisis de haces 5G. Esto hace que sea una solución óptima para la validación de haces de antena y la tecnología MIMO masiva. El sistema CellAdvisor incluye también funciones de pruebas e inspección integradas para una mayor versatilidad en la implementación de la tecnología 5G. 

CellAdvisor 5G

La importancia de las pruebas continúa en la fase de garantización, optimización y monetización. En esta fase, la calidad de la experiencia (QoE) se convierte en una cuestión principal para conseguir redes completamente operativas. Las aplicaciones avanzadas como el IoT y los vehículos autónomos han creado oportunidades tentadoras de monetización con márgenes de error mínimos. Esto hace que las plataformas de inteligencia en tiempo real y escalables como NITRO Mobile sean esenciales para capturar, localizar y analizar eventos móviles para una experiencia de usuario excepcional.

Hay quienes han considerado la implementación de la tecnología 5G una marca distintiva de la “sexta revolución tecnológica”. Históricamente, esto coloca a la tecnología de la evolución 5G en un nivel de importancia equivalente a la máquina de vapor, la línea de montaje o los albores de la era informática. 

Esta distinción histórica otorgada a la adopción de la tecnología 5G ha encabezado una extraordinaria evolución de las infraestructuras y un cambio de paradigma. Entre los hacedores clave de esta transformación, se incluyen muchos de los mejores ingenieros y científicos del mundo. Los expertos en infraestructuras se han dado cuenta de que la amplia diversidad de casos prácticos nuevos exige tanto estandarización como flexibilidad, lo que puede resultar difícil de conseguir al mismo tiempo. La conformidad con las especificaciones de las infraestructuras emergentes y la versatilidad funcional hacen de las mejores herramientas de pruebas de la tecnología 5G elementos esenciales en el panorama de la implementación de las redes 5G.

Implemente con éxito la tecnología 5G hoy mismo con la ayuda de VIAVI

¿Está listo para dar el siguiente paso con uno de nuestros productos o soluciones para la implementación de los servicios de la tecnología 5G?
Rellene uno de los siguientes formularios para continuar: